Mi experiencia con 3 portabebés: fular elástico

Hay muchos portabebés en el mercado. Centrándonos en los que son ergonómicos (que son los únicos  recomendables) cada uno de ellos tiene unas peculiaridades y son adecuados o no, en función de vuestras necesidades. Como los hay de tantos tipos, hoy quiero hablaros de mi experiencia con 3 portabebés muy diferentes: el fular elástico, un mei tai (híbrido entre fular y la mochila ergonómica) y la mochila ergonómica Manduca. 

Lo fundamental para portear de forma segura es hacerlo con un portabebés ergonómico. ¿Cuál es mejor? Bien, en mi opinión no los hay mejores o peores, si no que los hay que se pueden adaptar mejor (o peor) a la edad y fisiología del bebé y que os resultarán más o menos útiles en vuestro día a día.

Mi experiencia con los 3 portabebés que he usado ha sido muy positiva. Con el mayor porteaba de forma más ocasional (donde acceder con carrito era complicado, principalmente, o para dormirle) pero con la pequeña me veo en la necesidad de portear más porque en mi día a día necesito tener las manos libres, para ocuparme del mayor).

Hasta la fecha, he usado 3 portabebés: fular elástico (modelo boba wrap), un mei tai Evollu’Bulle y la mochila Manduca (con la pequeña aún no la he usado).

Fular elástico boba wrap

Se trata de uno de los sistemas de porteo ergonómico más económicos pero hay que decir que su vida útil también es bastante limitada. Es muy adecuado para usarlo con recién nacidos, ya que al ser una tela elástica que colocamos y anudamos, se adapta perfectamente a todos los bebés recién nacidos, sea cuál sea su estatura y peso.

Con el fular Boba Wrap me he reconciliado con mi segundo hijo. Con el mayor me lo compré tarde. Siendo un niño que de bebé ya estaba bien rechonchete, y dada la vida útil de los fulares elásticos, en seguida me resultó incomodo portear con él.

Ahora lo estoy usando a diario para llevar al mayor al cole cuando voy en coche. Antes de salir de casa me lo coloco, cojo el coche hasta el colegio y, en vez de desplegar el carro (algo que me parece una tortura y me destroza la espalda) me coloco a la peque en el fular para dejar/recoger al mayor.

Para mí, las principales ventajas son:

  • Comodidad. Se puede poner en casa y no molesta para conducir. Al ser bastante largos (para que se los pueda poner cualquier persona), ponértelo en la calle puede implicar que se manche. Especialmente en los días de lluvia, me gusta ponérmelo y quitármelo en casa.
  • Facilidad de uso. Anudarlo es más sencillo de lo que parece. Las dos primeras veces puede parecer muy complicado pero realmente son sencillos de colocar. Para aprender hay varias opciones: tirar de instrucciones, mirar vídeos en Youtube o acudir a alguna charla sobre portabebés donde os enseñarán a usarlo.
  • Son económicos. El Boba Wrap cuesta alrededor de 40 euros y sus homólogos tienen un precio similar. Es, por tanto, una buena forma de iniciarse en el porteo.

Pero este portabebés también tiene inconvenientes:

  • Poca vida útil. Cuando el bebé alcanza los 8 o 10 kilos de peso, empieza a rebotar en el portabebés y resulta incomodísimo de llevar… por lo que no es la mejor opción para portear a largo plazo (a no ser que lo combinéis que algún otro sistema).
  • Poco apropiado cuando hace calor. Aunque los hay más ligeros y de tejidos más frescos, en general, un fular elástico o semi-elástico da bastante calor (por el anudado, por su gramaje, por el tejido…). Si a eso le sumamos que dentro va un bebé… hace que no sea lo más agradable durante los meses de verano.
  • Anudarlo requiere práctica. Sí, sé que os dije que ponerlo es fácil y es una ventaja, pero hay otros sistemas más sencillos de colocar (al menos de colocar bien) y el fular elástico lleva algo más de tiempo.

¿Cuándo elegir un fular elástico?

El fular elástico es un portabebés ideal para utilizarlo los primeros meses de vida del bebé e incluso con niños prematuros, ya que se adapta perfectamente a su anatomía y mantiene la posición ergonómica.

Para mí, es ideal si queréis portear desde el nacimiento pero teniendo en cuanta que su vida útil es corta. Os lo recomiendo si queréis portear poco tiempo (esto es difícil de saber con antelación) o si tenéis otro portabebés ergonómico para usarlo más adelante y combinar ambos.

¿Qué os parecen los fulares elásticos? ¿Los habéis probado?

Un comentario en “Mi experiencia con 3 portabebés: fular elástico

Deja un comentario