El descolecho tras 31 meses

No salgo de mi asombro por el hecho que el peque haya aceptado tan bien el descolecho forzoso que decidimos poner en marcha la semana pasada. Vamos, que lo hemos sacado de nuestra cama y habitación para pasarlo a la suya. ¿El motivo? Mi cada vez más enorme barrigota y su constante movimiento nocturno hacían bastante complicado conciliar el sueño… así que… decidimos probar suerte, rezándole a todos los santos y vírgenes conocidos. Éxito rotundo. Os cuento cómo ha sido el proceso.

Ya os he hablado en alguna ocasión del colecho, pues hoy vengo a tratar el tema del descolecho: el abandono de los peques del nido marital.

Cuándo hacerlo

Aunque no lo teníamos del todo claro, habíamos hablado en casa desde hace tiempo sobre si el peque estaba preparado para dormir solo. El objetivo, obviamente, era que el proceso fuera respetuoso y no un drama, es decir, queríamos ahorrarnos lágrimas, cabreos nocturnos y sobre todo, pasar sueño. Así que hace tiempo que pensamos que el peque estaba preparado aunque no habíamos dado el paso.

¿En qué nos basábamos? Bien, hay una cosa obvia. Si los niños entienden o no el mensaje que les queremos transmitir es básico. Si a un niño de 8 meses le cuento la milonga de que ahora dormirá en su habitación no va a entender nada, pero a medida que el niño crece, va entendiendo y asimilando el mensaje. Eso dependerá de cada niño, pero nosotros teníamos claro que el mensaje era comprensible por su parte y asimilable.

Creo que también es importante que en su nueva cama tengan cierta autonomía, al menos para bajar, ya que eso les da tranquilidad por si sienten la necesidad de venir a la habitación de los papis.

cómo pasar a los peques a su habitación

Supongo que hay muchas maneras de hacerlo. A las bravas: el día que lo decidís lo plantáis en su cama y listos. O bien intentanto elaborar un relato que ellos puedan entender con el objetivo de que lo asimilen mejor. Nuestra opción fue la segunda.

Con la excusa de la llegada de un hermanito, hace un par de meses le dijimos a M. que iba a tener una nueva habitación y que pronto dormiría allí. Es lo que se llama allanar el terreno. Muy pronto lo pusimos a dormir ahí en la siesta. Los dos primeros días le costó bastante y se despertó enseguida, pero poco a poco comprendió que ese era el nuevo sitio para la siesta y lo aceptó bien. Primera parte superada.

Pero pasar la noche pensaba que sería más complicado, así que durante varias semanas hemos hecho todo un paripé para preparar al peque. A parte del recordatorio de que aquella sería su nueva habitación, vacíamos con su ayuda el armario para después ir colocando su ropita. La hemos colocado a su altura, de manera que él solo puede acceder a las prendas colgadas (cosa que le encanta). También le hemos puesto unas letras con su nombre en la puerta.

¿éxito o fracaso?

Pues ha sido un éxito. La primera noche hubo un poco de pucheros y se despertó a las 3h para venir a nuestra cama. La segunda noche estuvo hasta la madrugada y la tercera ya pasó la noche entera. Llevamos ya unas dos semanas y ya no hay que explicarle nada. Sabe cuál es su habitación, cuál es su cama y en ella se acuesta cada noche con papi para leer el cuento y luego se tumban los dos. Si papá se duerme con él luego se traslada y el peque amanece en su cama al día siguiente.

Si vosotros, por el motivo que sea, os estáis replanteando el descolecho, espero que estos consejos os sirvan de ayuda. Para acabar, os diré que no creo que haya un momento mejor que otro para que los peques pasen a su habitación. Creo que es bueno para ellos dormir con sus padres el máximo tiempo posible, están más protegidos, duermen más tranquilos y creo que, en general, es muy beneficioso para ellos. Además, duermen mucho mejor tanto ellos como sus papis. Así que, si estáis felices con los peques durmiendo con vosotros, genial, os felicito porque es lo más bonito del mundo y, tarde o temprano, (aunque no queráis) van a decidir irse a su cama.

2 comentarios en “El descolecho tras 31 meses

  1. Jessika dijo:

    Nosotros hicimos el descolecho con 25 meses y nos fue genial… por unos meses😂 Yo estaba embarazada y me agobiaba dormir con el en la cama por qué aún que tiene cama en nuestro cuarto siempre quiere pegado a mi. Bueno que me lío, que funcionó unos meses. A falta de un mes para dar a luz y viendo los preparativos de la llegada del nuevo bebe… decidió regresar a nuestra cama y la verdad que las noches para mí se han convertido en un infierno. Entre los despertares de la bebe (menos mal que son pocos) y las patadas y despertares del mayor (bastantes más que los del bebe)… me tienen frita. Al padre le he mandado a otro cuarto para disponer de toda la cama y hemos intentado que el mayor duerma con el pero nada, siempre ha sido conmigo con quien quiere dormir y ahora más😬 En verano si la bebe (5meses ahora) sigue en dos o tres despertares como ahora igual probamos a que los dos duerman juntos en un cuarto, a ver si cuela… desesperada estoy😫

    • Maternitis dijo:

      Uffff… me da algo. Bueno, justo el día que publiqué el post empezó a tener un par de noches malísimas y no quería dormir ni de noche ni de día en su cama… pero parece que hemos vuelto a la normalidad. Espero que cuando llegue el bebé siga ahí, porque si no me da algo! Muchas gracias por tu comentario 😉

Deja un comentario